Contra el Liberalismo: La Venganza del Perro Chico u Otra Diatriba Zombi



En mi último viaje por un mundo para nada maravilloso, más bien hostil, pero dulce en la lucha y en la esperanza, tuve un pésimo profesor de Historia de la Edad Media: el acerado tipo era un soberbio de proporciones imperiales, amargado e ignorante, combinación catastrófica para los atribulados estudiantes que chocaban trágicamente contra esa barrera selectiva que dejaba centenas fuera de juego y para peor, con la autoestima en el subsuelo, pensando que ellos eran los “fracasados”, sin poder ver lo evidente detrás del falso prestigio: el señor en cuestión era un completo inepto y elitista catedrático.
Una vez, en una de las torturantes clases – que no podíamos perder ni una sola si no queríamos cometer el delito de lesaacademia – sobre la crisis del Imperio Romano y comentando la antológica medida de Diocleciano que promulgo el “edicto precios máximos” en el año 301 DC, nos obligó a consentir que “por supuesto esa medida fracasó ya que nunca en la historia el control de precios dio buenos resultados”.
A mi - que era un poquito más viejo que mis compañeros - esa frase se me clavó directo en la memoria: la misma perorata era invocada siempre por Martinez de Hoz tres décadas atrás y transmitida por cadena nacional.
Por supuesto, los argentinos sufrimos mucho más a ese orejón impune, que el grupo de estudiantes a ese profesor que monologaba enclaustrando en esa incomoda y vetusta aula magna de la Escuela de Historia de la universidad más vieja del país.
Sentido común dominante: “al mercado no se lo puede sujetar, cual agua apresada en un dique, tarde o temprano lo desbordará”.
Cuando era chico los milicos, sin cuya regulación Martinez de Hoz no hubiera podido aplicar su liberalismo, me hicieron creer que con “competencia” podía tener sillas mejores que las desvencijadas que había en mi pobre hogar paterno.
Desgraciadamente no fue así.
Hoy – siguiéndole el juego a estos zombificadores: ¿acceder a otras fuentes por internet nos liberará del monopolio de la verdad siempre ejercen tipos como ese profesor?- podría por lo menos dudar de ese paradigma universalista y ahistórico. Quizás la medida de ese emperador romano no fue tan mala, es posible que la crisis terminal del imperio hacía que cualquier estrategia por más brillante que fuera no tuviera esperanza de éxito ya que era todo el sistema el que se estaba desintegrando.
Concretamente he aprendido - y quisiera compartirlo con ustedes si me disculpan este prologo - que decir suelto de cuerpo, que alguna vez hubo "libertad de precios" desde que existe el Estado es cuanto menos una ignorancia tan supina que alarma que quienes la suscriben pululen por nuestras universidades.
Siempre hubo "control de precios", al menos, desde que el poder esta desigualmente distribuido, y el estado controla que eso no cambie.
Los Aztecas llevaban comerciantes detrás de sus ejércitos, de manera que salvo que fueran derrotados, sus "precios" eran los más convenientes para los vencidos. Los atenienses, campeones en el comercio del vino y el aceite de oliva garantizaban sus "precios más bajos" con una imponente flota, ejemplo este último que siguió al milímetro el imperio británico.
Y sobre todo al interior de nuestras sociedades, los dueños de los medios de producción pueden regular un precio bajo de la mano de obra: primero expropiando a la mayoría de la población de sus medios de producción, por ejemplo expulsando campesinos a las ciudades y obligándolos a comprar mercancías que antes producían o no necesitaban, y por ende, como no tienen con que pagar se venden como nervio solamente y a bajo precio.
Si esto no alcanzaba, los obligaban a pagar un tributo, lo que tiene el mismo efecto: la vida siempre es cara para el subyugado y una vicoca para el poderoso.
Si lo anterior era insuficiente, siempre a sido una buena forma de "regular precios" hacer trabajar a niños o directamente a esclavos.
De manera que como buen zombi cobarde, esto no pude decírselo al profesor ese día, aprovecho con la bonomia de todos ustedes este pequeño espacio - que él nunca leerá: Es una completa mentira pensar que alguna vez los precios no tuvieron control, lo que si es cierto es que los “nadie” casi nunca lo han tenido.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Pero el empobrecimiento de las masas es positivo porque las obliga a desesperarse para trabajar, aumentando la productividad y fomentando el ahorro, además de contribuir a la profundización de la división del trabajo.
Anónimo ha dicho que…
Pero el empobrecimiento de las masas es positivo porque las obliga a desesperarse para trabajar, aumentando la productividad y fomentando el ahorro, además de contribuir a la profundización de la división del trabajo.
Osbaldo Potente ha dicho que…
Interesante punto de vista, digamos si se puede traducir: seria, cuando mas empobrecido mas zombificado?
Anónimo ha dicho que…
SOY OTRO ANÓNIMO:
Existe un punto crítico de necesidad, que no permite asomar la cabeza fuera del agua. La gente empobrecida a la miseria o puede reinsertarse. El estado debe garantizar ese mínimo de posibilidades para todos los habitantes.
Anónimo ha dicho que…
No sé que es "zombificado", sólo sé que la gente es perezosa y egoísta, y la única forma de mejorar la sociedad es mediante la introducción de medidas punitivas que los alejen de la vagancia o de tendencias improductivas, como la militancia política, y los acerquen a una cultura del esfuerzo.
Anónimo ha dicho que…
Creo que me estás jodiendo,por eso no te voy a tomar en serio. saludos

Entradas populares de este blog

Contaminación Ambiental en Río Tercero, los repetidos "escapes" químicos

El accidente lógico