La florcita amarilla porfía en la Río Tercero expropiada


Río Tercero como casi todas,  es una ciudad que fue. Atrapada hoy entre supermercados, millones de autos, cámaras de seguridad, plazas enrejadas, pobres guetizados, especulación inmobiliaria y pululante insalubridad, se parece a todas.
Globalización neoliberal de las urbes posmodernas, le llaman a este fenómeno.
¿Qué fue de los potreros y campitos donde jugabamos?
Hay una testigo que nos explica que la ciudad puede volver a ser de todos, ella, muy chiquita, innominada, tiene una prepotencia que nos salva y enseña. Lucha invencible en cada pedacito de tierra que queda sin colonizar, y aún porfiada, en los parques cajetillas.
La florcita amarila.
[Dedicamos este "jueguito comunicacional zombi", a Jazmin que se las queria comer y a su papá que mantiene la sencibilidad que hace posible imaginar una comunicación emancipadora.]

 
[si hace clic en el triángulo [play], sale un audio zombi del programa 28 --> LA FLORCITA AMARILLA]


Comentarios

Entradas populares de este blog

Contaminación Ambiental en Río Tercero, los repetidos "escapes" químicos

El accidente lógico

El Feminicidio también en Río Tercero