Sin Grafittis la ciudad está muda.

Hace un tiempo nos enteramos como fueron castigados alumnos de 6° de una escuela privada confesional de Río Tercero solo porque habían realizado escrituras en las paredes un escenario enclavado en el medio del desolado Balneario Municipal local.
El repudio de las fuerzas vivas y el periodismo hacia cualquier expresión de la cultura juvenil que no pase por su "necesaria" mediación, alcanzan ribetes epopéyicos. Se desgarran aclamando una moralidad pérdida en los jóvenes y que a ellos les toca ser sus impolutos guardianes: "La juventud está perdida", "no respetan los símbolos patrios" [por una intervención en el monumento de San Martín], "ensucian la ciudad", "son vándalos", etc.
A mi no me molestan por lo general los carteles de la propaganda política, salvo los que profusamente se hacen con mi plata, lo llamativo es que esos profetas antijóvenes, que ejercen prestos el señorío acusatorio frente a cualquier rastro de verdadera comunicación en las paredes, no dicen ni mu al respecto, y peor, por la gigantesca magnitud de estropicio - no quedan árboles, postes, centímetro cuadrado urbano, ni silencio citadino que no esté colonizado por la propaganda eleccionario.
Reivindicando la cultura del graffitti como comunicación verdadera, vaya este ejemplo.
conserve su moneda, QUIERO UN CAMBIO

Comentarios

Osbaldo Potente ha dicho que…
El zombi rancio tradujo mal, es "mantenga su moneda, yo quiero CAMBIO"
Anónimo ha dicho que…
Amigo, estoy de acuerdo totalmente con las campañas proselitistas, ahora¿estás seguro que esa pelotudez es una intervención? es la firma de unos pelotudos ensuciando al igual que los políticos, una intervención es la bandera negra en el monumento recalcando la explosiones.... poner MARTITA Y JUANCITO 2011 no es una intervención. Pongamos las cosas en su lugar
saludos
Anónimo ha dicho que…
Si considerás que tengo razón, decime, redondamente: tenés razón como te digo, vos tenés razón en esto:
los políticos me colonizan la cabeza con el mensaje.
Osbaldo Potente ha dicho que…
No, no estoy de acuerdo con vos. Por eso intento (junto a otros) este blog. El manifiesto del amor de Martita y Juancito es inconmensurable al lado de todo lo que han dicho y diran, por ejemplo, el periodismo riotercerense.
Anónimo ha dicho que…
Es una falta de respeto, porque no representa a los otros 50.000 riotercerenses que no lucramos con la desindustrialización de la ciudad post-1995 inventando pruebas para recibir indemnizaciones.
Y los jóvenes sí que están perdidos, si en lugar de estudiar se ponen a degradar el patrimonio público.
Anónimo ha dicho que…
No se iba este? O hay mas de un troll al pedo? que insoportable por favor.

Entradas populares de este blog

Contaminación Ambiental en Río Tercero, los repetidos "escapes" químicos

El accidente lógico

El Feminicidio también en Río Tercero