Mientras se sigue fumigando en Río Tercero....


La Justicia de Santa Fe prohibió utilizar el glifosato, el agroquímico sojero, en cercanías de zonas urbanas.
¿Cuánto falta para que esto ocurra en nuestra querida Río Tercero?
En una ciudad donde su clase dominante esta absolutamente apegada a la sojonomía.
Cómo buena ciudad zombi que es: ¿la solución vendrá de afuera?


Justo unos días atrás Lila, una miga de barrio "Héroes de Malvinas", nos había avisado que furtivamente siguen fumigando en las inmediaciones de sus casas.
Lo cual le había provocado una serie de transtornos a su salud.
No es casual la "inseguridad jurídica" que vive sobretodo la gente de nuestra barriada.
Con diputadas, intendentes, presidentes del concejo, etc., etc., unidos por la red tóxica del glifosato, no cabe dudas: LA SOLUCIÓN VENDRÁ DE AFUERA.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Estimados amigos, respecto al cometario de las FUMIGACIONES, por empezar debo decirles que el término fumigación está mal utilizado por la generalidad de las personas.
En realidad fumigacion se utiliza para hacer referencia a la utilizacion de productos fumigantes. Dichos productos tienen la característica de poder pasar de liquido o ´solido a una fase de vapor (podriamos decir que son evaporantes).
Por lo cual en el caso del glifosato, y en la mayoría de las agroaplicaciones, solo estamos ante una pulverización o simplemente aplicación.
jaja perdonen, pero me embalo che.
ok continuo.. en mi opinión no se trata de apuntar los cañones hacia el glifosato como causante de los peores desastres. La poblacion del mundo crece a una tasa exponencial, por lo cual la provición de alimento debe hacerlo en forma paralela, algo dificil de realizar. Pero lo cierto es que tecnicamente es imposible sin la utilizacion de agroquímicos. Para los defensores de la agricultura orgánica, les digo que esta barbaro, pero ni por asomo llegan a abasatecer la demanda alimentaria global. Volviendo al glifosato, yo les propongo algo. Averiguen con sus parientes mayores, de origen rural, que hacian cuando no estaba dicho producto. Encontraran que se usaban hasta 4 o 5 productos químicos por cultivo, para controlar malezas. Osea que la descarga de químicos al ambiente era muchisimo mas grande en cuanto a volúmenes y clases toxicológicas (la droga glifosato pertenece a la clase toxicológia mas baja. Se los digo con fundamentos técnicos, no desde el desconocimiento.
Para ir terminado les digo. Los agroquímiocs son tan buenos o tan malos como la radiación nuclear. Si yo la aplico para curar cancer está bárbaro, pero si es para hacer bombas.... Por lo cual no se trata de prohibir el uso, si no de regularlo.
Mal usados son tan nocivos como un medicamento humano mal usado. Estos ultimos se venden en lugares específicos y por un profecional (farmacias). En argentina los químicos para el campo son de venta libre, cosa que esta cambiando lentamente y por suerte. Bueno esto da para mucho mas. les agradezco darme la posibilidad de expresarme.

Hernán
airnanchi@hotmail.com
Osbaldo Potente ha dicho que…
Si desagregaramos todo lo que planteas no queda más que coincidir en cada uno delos planteos.
Aunque la primera impresión te diga lo contrario, nostros también fndamentamos nuestra posición.
Lo único que puedo agregar, es que el eje de tu planteo, lo adivino, lo intuyo, es un tanto más pesimista que el nuestro.
(Revisá y en ningún lado proponemos la agricultura "organica", como salida económica. Y si veras, propuestas firmes como que por ejejmplo que no se deforeste a mansalva o se fumigue en las cercanías de las ciudades).
Gracias por el elaborado comentario.
Una cuestion epistemológica: partis de la base de que los recursos, los bienes y el dinero es un sistema cerrado y en equilibrio.
Para mi es falso, mucho de eso o esta mal utilizado, o directametne no alimenta a todo el mundo, y el consumo sunturario se devora una buena parte de todo lo generado.
Ademá la destrucción planetaria es un imperativo, si queres, extreconómico.
Anónimo ha dicho que…
Soy Hernán de nuevo. Osvaldo en ningun lado de mi participacion anterior les adjudique a ustedes la defensoria de la agricultura orgánica, solo hacia referencia a que , si bien, sus objetivos son inobjetables no son apliocables a gran escala y por lo tanto inefectivos .
mi comenatario solo hacia referancia al caso puntual de glifosato nada mas. Al tema de la inequidad y poca distribucion de los recuersos en niengun momento lo toque y seguramente ahi coincidiremos. Osvaldo no supongas de donde yo parto para hacer mi comentario, ¿porque pensas que parto de sistemas cerrados etc etc? en que parte hable de eso?
Creo que estaremos de acuerdo que en los sitemas productivos actuales del rubro que sea, agricola, minero etc etc no hay equilibrio y es ovbio. en ningun balance donde se pretende tener una ganancia es balance cera CERO.
Es indiscutible que estamos mal manejando nuestros recursos, pero eso es para otro eje de discucion. te repito yo hable de algo puntual con un marco de discucion acotado. De otra manera empezamos hablando del mal uso de quimicos y terminamos hablando del auto del novio de mi vecina .
Bueno seguramente en una charla de cafe terminariamos coincidiendo en un 90 % de ls cosas. pero lo importante es la posibilidad de debatirlas. gracias de nuevo or dejarem expresar . un abrazo y perdon al los lectores si los aburro.
Hernan
airnanchi@hotmail.com
Osbaldo Potente ha dicho que…
Hernan tu comentario me incentivó profundizar sobre la problemática que nos arrastra.
Y como un viejo gualicho rural me prendó.
Me pregunto: ¿El modelo productivo imperante (extractivo) es el único posible para esta Argentina de hoy?
Ya sea porque no hay otro posible o por la terrible fuerza económica del actual (Soja + Megamineria + Petroleo) hace imposible la emergencia de formas alternativas.
El problema se plantea como un nudo al que es difícil encontrarle siquiera la punta del hilo.
Es tan potente este problema que parece expandirse hacia todos los confines: ¿no se podrá eludir el destino de economía de monocultivo? , o hasta el extremo, de no poder hacer ciudades más amigables con las personas, porque no podemos aminorar la cultura del automóvil, entre otras muchísimas cosas. Pasando por supuesto, por sistemas retrógrados en lo distributivo, la super dependencia de la tecnología multinacional, la destrucción del medioambiente, etc.
Y para llenarnos de interrogantes a los que vemos todo mal tu texto lo dice claramente: 1) la tecnología agropecuaria actual, es menos nociva que la que reemplazó, 2) es la única salida para enfrentar el aumento descontrolado de la población.
Desandemos algunas cuestiones que vos tan inteligentemente planteas:
2) Volviendo sobre mi primera rápida contestación, explico mejor mi suposición de que tu eje analítico es pensar los sistemas económicos como cerrados y en equilibrio (o tendiendo a él, tipo la ley de la oferta y la demanda).
Decís: "La población del mundo crece a una tasa exponencial, por lo cual la provisión de alimento debe hacerlo en forma paralela", acá es donde sistematizas tu análisis de suma cero.
Subsumis todo al crecimiento poblacional y no reparas en que la mayor parte del planeta, de ser campesinos, pasan a ser mano de obra barata a la que hay que alimentar ahora, en las maquilas chinas, indias, de México, etc, fenómeno que se conoce como “proceso de urbanización”.
Y esto no es forzoso, ni inevitable, es un caos urbanístico realizado por un salvaje capitalismo desbocado por la desregulación del capital y del trabajo y la posterior mundialización.
Entonces, parece como evidente de que el problema al menos no es solo que crece la población, sino que el capitalismo destruye aceleradamente, para mantener sus tasas de ganancias, esquemas sociales y ecológicos sin pausa y poniendo en riesgo todo lo que se le cruza.
La conclusión que propongo en este punto entonces, es resistir las causales del estado de la situación actual: es decir la desregulación del trabajo y la del capital.
1) Tu aseveración y correcta inducción, de que antes en el campo se usaban cosas mil veces más tóxicas que las actuales, por caso el ddt, es cierta, pero dejame contradecirte con humildad, solo a medias.
El problema actual es que si bien la tecnología es “más benigna”, el cambio de nivel o de escala en forma exponencial cambia el carácter de la naturaleza de la agresión.
Nadie se muere porque sea pisado por otra persona… salvo en la fatídica puerta 13, moraleja: si te pisan cientos, seguro que “verás nacer las flores de abajo”.
Fuera de contexto, glifosato vs. Ddt, no hay opción pero … hay que repasar en que hora se han puesto en riesgo muchísimas más poblaciones, no imaginadas hace 50 años, creo que son 200.000.000 de litros de glifosato “pulverizados” sobre nuestras cabezas, la ampliación de la frontera agropecuaria hasta el bosque chaqueño, la destrucción de otras formas de explotación agropecuarias , la desertificación, la destrucción de la categoría social campesino y su remplazo por la de “productor agropecuario” sino por directamente por el pool, etc. (estos ejes no son todos malos en si, como vos mismo aseveras con la comparación con los medicamentos, sino por su sinergía).
Tengo la sensación que no te he agradecido lo suficiente por la calidad de tu aporte a este espacio.

Entradas populares de este blog

Contaminación Ambiental en Río Tercero, los repetidos "escapes" químicos

¿Deuda externa legítima?